El Centro de Investigaciones Económicas Nacionales –CIEN- presentó hoy un estudio sobre la prevención del delito juvenil, describiendo los principales factores que inciden en el delito, examinando la reciente Política Nacional de Prevención de la Violencia y el Delito, de Seguridad Ciudadana y Convivencia Pacífica 2014-2034, exponiendo una experiencia de campo y una propuesta de intervención.

“La violencia homicida es un desafío regional y la mayoría de víctimas y victimarios son jóvenes varones”, afirmó Walter Menchú, investigador del Área de Seguridad del CIEN. En ese sentido, la prevención del delito requiere fortalecer factores de protección en las poblaciones en riesgo, especialmente de los niños y jóvenes.

El CIEN considera que se precisa clarificar y detallar modelos estratégicos de intervención es en los niveles de prevención primaria, secundaria y terciaria.

En materia de prevención del delito, es un gran avance contar con una Política Nacional de Prevención de la Violencia y el Delito, sin embargo se considera que el marco de atención de dicha Política es muy amplio y el reto será la gestión y disponibilidad de recursos. "El desafío de la política radica en su implementación, en la que es necesaria una fuerte corresponsabilidad y voluntad de parte de instituciones públicas, privadas, gobiernos locales y sociedad civil para que se logren buenos resultados", mencionó Néstor López, investigador del Área de Seguridad del CIEN.

Asimismo, la investigación muestra los importantes instrumentos con los que cuenta dicha Política, como el sofisticado sistema de información, aunque el CIEN considera que la política se debe trabajar con los alcaldes y priorizar las intervenciones buscando reducir la delincuencia. “La experiencia en el campo muestra que los servicios públicos están centralizados, y por ende, la toma de decisiones, por lo que el desarrollo de una política de prevención demanda una institucionalidad flexible, descentralizada y basada en resultados” indicó Néstor López.

Para prevenir el delito el CIEN propone:

• Contar con una agenda de desarrollo y de fortalecimiento institucional. Es urgente contar con un plan de desarrollo económico y social que abarque a toda la población, con visión de largo plazo, enmarcada en los acuerdos de paz y que contemple la seguridad ciudadana.

• Priorizar las líneas de acción de la política de prevención en el corto y mediano plazo en la dimensión de la violencia y el delito los barrios con alta incidencia delictiva y de preferencia enfocadas a niños y jóvenes.

• Fomentar la responsabilidad individual. Los centros educativos en alianza con organizaciones no gubernamentales e instituciones basadas en la fe pueden fomentar en las personas y las familias, especialmente a los niños y jóvenes, valores que desemboquen hacia una cultura proactiva y de responsabilidad individual. 

POSTURA INSTITUCIONAL

Para prevenir el delito se requiere una agenda de desarrollo, acciones pra jóvenes vulnerables y fomento a la responsabilidad individual. 

Para mayor información comunicarse con: Néstor López al 59548116.


RECURSOS ADICIONALES
Presentación Postura

 
Visítanos en nuestras cuentas de: